Pretratamiento interceptivo

Ponle freno al desarrollo de la alteración...

El pretratamiento interceptivo actúa sobre una alteración en desarrollo,
de modo que frena su evolución para evitar su total formación y
manifestación a nivel de los huesos y dientes. Así, se consigue que el
posible tratamiento de ortodoncia posterior sea más fácil y rápido,
ya que la alteración no logra desarrollarse en su totalidad.

Aparatología interceptiva


La aparatología interceptiva está destinada a la rehabilitación de hábitos, la recuperación del espacio perdido y para realizar pequeñas correcciones dentarias.

Aparatología removible con placas activas
Aparatología fija auxiliar
Aparatología para la recuperación del espacio perdido
Aparatología para la rehabilitación de hábitos nocivos



Aparatología removible con placas activas

Las placas activas son aparatos removibles, es decir, pueden ser quitados de la boca por el mismo paciente durante las comidas, para la higiene oral del paciente y para la limpieza del aparato; pero cuando están colocados en boca, van firmemente sujetos a los dientes. Con estas placas activas pueden aplicarse presiones controladas sobre los dientes que se deseen desplazar, mediante elementos mecánicas activos (resortes, tornillos, arcos…).

Las placas activas son de gran utilidad para la expansión de las arcadas dentarias (sobre todo de la superior), para la corrección de mordidas cruzadas, para apiñamientos muy leves y para pequeños movimientos dentarios. No se debe pensar en las placas activas como alternativa a los tratamientos con aparatología fija y brackets, ya que cada uno de estos tipos de aparatología tiene unos objetivos diferentes; será el ortodoncista el que mejor sepa determinar la utilidad de unos u otros para cada caso concreto.





Volver al menú superior



Aparatología fija auxiliar

Este tipo de aparatología se utiliza de forma aislada o como complemento a otros tipos de aparatología. Esta aparatología permite realizar pequeñas correcciones dentarias que, en muchos casos, evitan que la alteración dentaria empeore.

La aparatología fija auxiliar también puede utilizarse como mantenedor de espacio en los tratamientos preventivos o como complemento a la aparatología fija con brackets en los tratamientos activos.







Volver al menú superior



Aparatología para la recuperación del espacio perdido

La aparatología para la recuperación de un espacio perdido también se llama "aparatología distaladora”. Su finalidad es llevar a su posición original un diente permanente o definitivo que se ha adelantado ocupando un lugar que no le corresponde, es decir, ocupando el espacio que debiera ocupar otro diente. Esta aparatología permite aumentar el espacio disponible en la arcada para la correcta distribución y alineamiento de todos los dientes y, en muchos casos, evita la necesidad de realizar extracciones dentales terapéuticas.





Volver al menú superior



Aparatología para la rehabilitación de hábitos nocivos

En los casos en los que es necesaria la rehabilitación de hábitos nocivos o inadecuados puede recurrirse a dos tipos de aparatología:
  • Aparatología rehabilitadora: Estos aparatos, combinados con ciertos ejercicios, ayudan a la restitución de ciertos hábitos, ya que la combinación de ambos refuerzan ciertos músculos implicados en la función alterada. Generalmente se trata de aparatos muy sencillos, intraorales (se sitúan dentro de la boca) y removibles (solo se utilizan cuando se están realizando los ejercicios, aunque en ocasiones es necesario llevarlos más tiempo).
  • Aparatología restrictiva: Son aparatos removibles o fijos que se emplean para evitar que se produzca un hábito nocivo (interposición de la lengua entre los dientes, interposición de los labios entre los dientes, succión de dedos…).
Volver al menú superior